Con el fin de desarrollar una cultura de donación de sangre altruista y voluntaria en nuestro País, el Servicio de Medicina Transfusional de la Sociedad de Lucha Contra el Cáncer del Ecuador, Solca Matriz Guayaquil, ha venido organizando varios eventos, charlas informativas, colectas de sangre a lo largo de algunos meses, y en esta ocasión, para mantener informada a la ciudadanía, nos indica cuáles son los 10 mitos más escuchados sobre la donación, y cuál es la verdad relacionada con cada mito.

MITO 1: DONAR SANGRE ENGORDA

VERDAD: El acto de donación no provoca aumento de peso, sin embargo, la persona cree que para reponer la sangre extraída, debe aumentar la ingesta de alimentos, lo cual no es necesario. La persona debe seguir consumiendo sus alimentos en cantidad y calidad de la misma forma en que lo hacía antes. Lo que sí se recomienda es tomar abundante agua después de la donación.

MITO 2: SI DONO SANGRE QUEDO DÉBIL

VERDAD: Normalmente nuestro cuerpo compensa la cantidad de sangre que se ha extraído. Si la persona goza de buena salud y cumple con los requisitos de donación no presentará ningún tipo de alteración. La cantidad de sangre que se extrae representa menos del 10% del total en el cuerpo y se empieza a recuperar desde el momento de la donación.

MITO 3: LOS MATERIALES CON LOS QUE EXTRAE LA SANGRE SON USADOS EN VARIAS PERSONAS

VERDAD: Para cada donación se usa material nuevo, estéril y descartable, el personal del Banco de Sangre aplica medidas de bioseguridad para que no exista riesgo de contaminación. Todos los bancos de sangre cumplen estas medidas para que los donantes se sientan seguros.

MITO 4: SI DONO SANGRE PUEDO QUEDAR ANÉMICO

VERDAD: La hemoglobina y hematocritos son analizados previamente; los niveles de la persona en el momento de la donación deben ser normales, en caso contrario, no se permite donar para no correr riesgo de padecer anemia. Cabe recalcar que en nuestro cuerpo, el órgano encargado de producir las células de nuestra sangre es la Médula Ósea y esta se repone en forma total, aproximadamente en 52 días.

MITO 5: DONAR SANGRE CAUSA IMPOTENCIA SEXUAL

VERDAD: No hay ninguna relación entre la donación de sangre y fallas en el sistema reproductor, la persona podrá seguir su vida sexual normal. Se recomienda no hacer ejercicios extenuantes ni fumar en las siguientes cinco horas después de donar.

  MITO 6: DONAR SANGRE ES DOLOROSO

VERDAD: Es normal sentir dolor al momento del pinchazo y dependerá de la tolerancia de cada individuo, pero durante la donación no hay dolor. Es mucho más doloroso indicarle a una familia que NO HAY SANGRE cuando su paciente la necesita.

MITO 7: LAS PERSONAS TATUADAS O CON PERFORACIONES NO PUEDEN DONAR

VERDAD: Siempre y cuando haya transcurrido un año desde que se realizó el último tatuaje y la persona cumpla con todos los requisitos para donación, SÍ se puede donar. Lo mismo aplica para las personas que tienen perforaciones.

MITO 8: LAS PERSONAS QUE PADECEN DIABETES E HIPOTENSIÓN NO PUEDEN DONAR

VERDAD: Las personas que padecen esas enfermedades sí pueden donar, siempre y cuando estén controladas y cumpliendo con su medicación. Solo una persona diabética que sea dependiente de la insulina, no puede hacerlo.

MITO 9: SÓLO SE PUEDE DONAR DOS VECES AL AÑO

VERDAD: Los hombres pueden donar cada 3 meses. Las mujeres pueden hacerlo cada 4 meses debido a que pierden gran cantidad de glóbulos rojos en períodos de menstruación. Una persona es apta para donar si tiene entre 18 y 65 años, pesa más de 110 libras ó 50 kilos, no ha estado expuesto o es portador de alguna enfermedad de transmisión sexual.

MITO 10: PARA DONAR SANGRE HAY QUE ESTAR EN AYUNAS

VERDAD: No es necesario estar en ayunas para poder donar sangre. Se recomienda no consumir alimentos grasosos 2 horas antes de la donación.​​​​

Hay que recordar que cada vez que se dona sangre, se ayuda a una o más personas a sobrevivir a una cirugía, accidente o enfermedad oncológica. Son muchos los que evitan la donación de sangre por desconocimiento o por creer en mitos erróneos, cuando en realidad las razones para que una persona sana no pueda donar sangre son mínimas. Si estás en condiciones de donar sangre, no esperes a que te lo pidan, sólo hazlo. Que haya sangre es responsabilidad de todos.

Teléfono        593 (4) 3718700 3718300

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies